Concentración: Un nuevo lujo en el futuro.

Es increíble lo que ha cambiado el mundo en unos años. Las personas que ronden los 35 como yo, básicamente habrán crecido paralelamente a la evolución de ordenadores, teléfonos móviles, internet, redes sociales… Y si bien todos estamos de acuerdo en que la tecnología nos ha aportado formas de trabajar o disfrutar que antes eras impensables, no todo lo que reluce es oro.
Un gran problema hoy día es que una persona no consigue centrarse más de un par de minutos. Cuando no suena el teléfono, nos llegan un par de emails o Whatsups. En nuestra jornada laboral rara vez conseguimos centrarnos en una tarea determinada y normalmente todo tarda más en solucionarse. Nuestros planes siempre se retrasan o las tareas se terminan rápido y mal. Y todo ello con la frustración que ocasiona. Al final nunca estamos satisfechos con lo que hacemos y siempre tenemos la impresión de haber hecho menos de lo que pensábamos.
Yo personalmente a veces sólo consigo escribir un par de páginas para mis novelas en mitad de la noche cuando el silencio lo rodea todo y no hay nadie despierto dispuesto a interrumpirme.
¿Se está convirtiendo la concentración en una especie de lujo del que solo pocas personas disponen o es solo mi impresión?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*